¿Está matando sus riñones con soda?

badsoda

Si usted todavía está convencido de que beber una lata de soda, o dos por día, no es tan malo, sigua leyendo. Dos nuevos estudios revelan que existe una relación entre el consumo de este tipo de bebidas con el deterioro renal.

Estos estudios se suman al extenso corpus de investigaciones que demuestran la razón por la cual la soda es terrible para nuestra salud.

El primer estudio, dirigido por el Dr. Ryohei Yamamoto, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Osaka, vinculó el consumo de refrescos con proteinuria. La proteinuria es el aumento de la eliminación de proteínas en la orina, y es visto como un signo temprano de daño renal.

El Dr. Yamamoto y su equipo de investigación analizaron la orina de más de 12.000 empleados de la universidad para determinar los niveles de proteína durante sus exámenes médicos anuales. De las personas que mostraron tener un funcionamiento normal de sus riñones al inicio del estudio,  solo un  8,4 % que no bebían refrescos diarios desarrollaron proteinuria en un promedio de tres años de seguimiento.

Para aquellos que bebían una gaseosa por día, el desarrollo de proteinuria dentro de este plazo fue del 8,9 por ciento, y para aquellos que bebían dos o más refrescos por día, el porcentaje proteinuria aumentó hasta el 10.7 por ciento.

Con respecto a este estudio, el Dr. Orlando Gutiérrez, un nefrólogo de la Universidad de Alabama, afirma: “Podemos suponer que se trata de una población sana, así que creo que los resultados están relacionados con las personas saludables, no sólo aquellos con enfermedad renal …  Ahora podemos entender que la presencia de proteína en la orina puede ser un indicador anticipador de enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares e insuficiencias cardíacas “.

El segundo estudio, dirigido por Agustín González-Vicente de la Universidad Case Western Reserve, encontró que la fructosa, incluso en niveles moderados de ingesta, puede interferir con la capacidad de los riñones para regular el equilibrio de sal, lo que aumenta la reabsorción de sal en las células renales.

Los investigadores han establecido una relación entre este hallazgo con una mejor explicación de cómo el jarabe de maíz alto en fructosa, un edulcorante utilizado en muchos refrescos, contribuye a la insuficiencia renal, la hipertensión, la diabetes y la obesidad.

 soda Estos dos estudios fueron presentados a comienzos de noviembre del 2013 en la Kidney Week  (semana del riñón) organizado por la American Society of Nephrology (Sociedad Americana de Nefrología), que tuvo lugar el centro Georgia World Congress, en Atlanta.

Estos dos nuevos estudios son sólo la punta del iceberg de  la investigación documentada  que explora los muchos peligros de la soda común y dietética. Como expresó el Dr. Anil Agarwal, un nefrólogo de la Universidad Estatal de Ohio,: “Ninguna cantidad de soda es segura.”

Con tantas bebidas sanas y deliciosas que existen (el agua pura y destilada es, por lejos, la mejor), la soda simplemente no encaja en nuestras dietas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies